Limitaciones y vida diaria del paciente con enfermedad de Alzheimer

Limitaciones del paciente con enfermedad de Alzheimer

 

Los problemas de memoria, no es la única afección relacionada con el mal de Alzheimer. A medida que se va envejeciendo, nuestro cerebro va cambiando, y podemos tener problemas esporádicos para recordar ciertos detalles. Sin embargo, la enfermedad de Alzheimer causa pérdida de la memoria y otros síntomas lo suficientemente graves y crueles como para interferir en la vida cotidiana del que la sufre.

 

Limitaciones del paciente con enfermedad de Alzheimer

Además de la pérdida de la memoria, las limitaciones de la enfermedad de Alzheimer incluyen:

  • Problemas para realizar tareas y actividades que antes resultaban sencillas.
  • Cambios de personalidad o de ánimo; distanciamiento de los familiares y amigos.
  • Dificultad para resolver problemas.
  • Problemas en la comunicación oral y escrita.
  • Cambios visuales y problemas para comprender las imágenes y formas.
  • Sensación de confusión en lugares, con personas y eventos.

Las personas con Alzheimer necesitan ayuda con frecuencia para su cuidado personal. Pueden tener dificultad para comunicarse con los demás. Pueden dificultarse las tareas de la vida diaria como asearse, preparar comidas y conducir.

Características observables de la demencia

En la mayoría de los casos, las personas con Alzheimer sufren una pérdida gradual de memoria y otras funciones cognitivas.

A medida que va progresando la enfermedad, la persona puede ir experimentando los siguientes síntomas:

  • Confusión
  • Desorientación en lugares conocidos
  • Dificultades en el trabajo
  • Problemas para tratar asuntos personales (las finanzas, el aseo personal, labores del hogar,)
  • Cambios en la personalidad
  • Depresión (a medida que la persona se va dando cuenta de sus discapacidades)
  • Pérdida de la memoria
  • Dificultad para seguir instrucciones sencillas y concretas
  • Dificultad para tragar
  • Disminución en las destrezas de comunicación
  • Durante la etapa más avanzada de la enfermedad, se produce una incapacidad para alimentarse, caminar solo o hablar de forma coherente

 

El Alzheimer imposibilita gozar de los pasatiempos y actividades favoritas del paciente

Aunque existen muchos síntomas que acompañan la enfermedad del Alzheimer, la mayoría de las personas experimentan el síntoma característico de esta enfermedad que es la pérdida de memoria severa en donde se ven afectadas las actividades diarias y la posibilidad de gozar de ciertos pasatiempos que la persona disfrutaba anteriormente

 

Otras limitaciones comunes de la enfermedad

 

Entre otras limitaciones se encuentra la sensación de estar confundido en todos los espacios que acompañen el diario vivir, desorientación en lugares conocidos y familiares, colocación de objetos fuera de su lugar correspondiente, y problemas con la escritura y el habla.

Existen variados síntomas que también se pueden considerar limitaciones en las diferentes etapas de la enfermedad. En la etapa inicial podemos mencionar las siguientes:

  • Hacer la misma pregunta una y otra vez sin recordar que ya realizó dicha pregunta
  • Tener problemas para pagar las cuentas o para resolver operaciones aritméticas sencillas.
  • Perderse y no tener sentido de dirección

Señales posteriores:

  • Olvidarse cómo peinarse, cepillarse los dientes o asearse.
  • Olvidarse de los nombres de las cosas comunes, como una silla, una casa o una manzana.
  • Deambular lejos de su casa

 

La Enfermedad de Alzheimer no sólo se caracteriza por la pérdida de la memoria

 

También surgen síntomas y limitaciones cognitivos como:

  • Alteraciones en el lenguaje: es un síntoma común del Alzheimer y como consecuencia de esto la comunicación será cada vez más complicada. Con el paso del tiempo, la expresión y la comprensión del lenguaje también se ven seriamente afectados, al igual que merma la capacidad para la leer y escribir.
  • Desorientación. Aparece relativamente en la etapa inicial de la enfermedad de Alzheimer produciendo problemas en la convivencia.
  • Atención. Las personas con la enfermedad de Alzheimer tienen la incapacidad para fijar la atención.
  • Agnosia. Se trata de no tener reconocimiento del mundo que nos rodea a través de los diferentes sentidos (vista, olfato, tacto, gusto y oído) sin que estos se encuentren alterados.
  • Apraxia. Es la incapacidad para realizar un movimiento o gesto dirigido a un fin.
  • Cálculo. Se deteriora la capacidad de resolver problemas complejos y operaciones aritméticas sencillas. Ya que los números pierden su valor simbólico.
  • Esquema corporal. En los pacientes con la enfermedad de Alzheimer, la concepción del cuerpo, su posición y sus diferentes partes está deteriorada. Conceptos como tales como: Izquierda, derecha, detrás, adelante, cerca o lejos pierden su sentido.

Entre las limitaciones que se mencionaron anteriormente, podemos destacar que una de las más importantes es la incapacidad para establecer lazos afectivos con las demás personas, por eso resulta ser una enfermedad muy dolorosa para los seres queridos y cuidadores, ya que al notar a su familiar ausente en mente y sentimientos, puede llegar a ser traumático y doloroso para ellos.

Debido a esto, distinta organizaciones a nivel mundial enfocan su apoyo no solamente al paciente con Alzheimer sino también para sus familiares y cuidadores.